El plástico pone en peligro la vida de los animales

Cuando advertimos sobre el peligro de dejar basura en la arena cuando vamos a la playa en verano, una de las razones es el peligro que este hábito, que adoptamos por comodidad, supone para muchos animales que viven en el agua. El plástico hace daño a estos animales porque les puede matar si ingieren el material, se asfixian a causa de él o se quedan atrapados debajo.

Salvar los océanos, una tarea difícil pero no imposible

Vamos a la playa cada verano, nos encanta el sonido de sus olas y la tranquilidad que transmite, incluso el turismo que genera y lo felices que hace a los peces. Pero nuestro estilo de vida pone en peligro el estado de los océanos. ¿Qué podemos hacer al respecto? Salvar los océanos es una tarea pendiente que comienza por nosotros.

Prescinde de los envases innecesarios y apuesta por los de vidrio y papel

Últimamente se oye hablar mucho del consumo responsable, de la apuesta por productos ecológicos cuyo impacto en nuestro entorno sea el menor posible. El consumidor se inclina por alimentos de temporada y locales, ya que en el proceso de distribución se evita la emisión de una gran cantidad gases de efecto invernadero. Pero aún hay una asignatura pendiente: los envases inadecuados o innecesarios.

Experiencia ecológica: una familia que no consume plástico

Si observamos nuestro hogar, encontraremos todo tipo de recipientes de plástico. Por lo general, en la cocina utilizamos utensilios fabricados con este material, aunque también existen otros objetos desarrollados con plástico que resultan imprescindibles para distintas áreas de nuestra casa ¿Alguna vez te preguntaste cómo sería nuestra vida sin objetos de plástico?